Menu ×

Blanco claro liso
  • 75X120
  • 100X120
  • 140X200
  • 140X150

> Guía de tallas





Artículo muy voluminoso
Entrega al Domicilio
Todo lo que necesitas saber...

Adaptado para las noches invernales, este nórdico también está pensado para resistir a los lavados frecuentes a alta temperatura, ¡es ideal para sanear la cama y para todas las familias que buscan una higiene perfecta!

  • Nórdico sencillo en 4 tamaños: 75x120 cm, 100x120 cm, 140x150 cm (talla especial para cama evolutiva) y 140x200 cm.
  • Pespunte a cuadros. Acabado ribeteado.

INFORMACIÓN ADICIONAL:
  • Cuidado fácil, lavable a 95°C, ideal para sanear la cama y ayudar a combatir las alergias.
  • Garantía de 2 años.
  • Los nórdicos no son recomendables antes de los 18 meses.
  • Relleno de fibras huecas adaptado al bienestar de los niños. Es ligero, mullido y permite que el aire circule.

Exterior de microfibra 100% poliéster con tacto piel de melocotón.
Relleno: 100% poliéster con fibras huecas para una buena repartición y una higiene impecable, densidad 300 g/m2 para los nórdicos de bebé (75x120 y 100x120 cm), 400 g/m2 para los nórdicos infantiles especial cama evolutiva 140x150 cm y 140x200 cm.

Cuidados

Un nórdico con acción termorreguladora

Además de termorregulador, es hipoalergénico y tiene un tratamiento especial antiácaros que protege al niño de forma permanente contra las alergias. Suave al tacto, tiene una funda de microfibra con tacto piel de melocotón, ideal para las pieles más sensibles. Disponible en blanco y de cuidado fácil, se lava en lavadora y se puede usar secadora sin que se deforme. Muy resistente, permite lavados frecuentes a muy alta temperatura (95º) para sanear día tras día la cama de los más pequeños, garantizando una higiene perfecta. En la habitación infantil, el nórdico debe usarse a partir de los 18 meses. Con una bonita decoración en colores vivos o una paleta tierna, adornado con estampados gráficos, permite embellecer a bajo coste la habitación de los niños y crear juegos cromáticos o contrastes de materias con los cojines o las cortinas. vertbaudet te propone numerosos modelos disponibles en varias tallas y hechos para adaptarse a las camas evolutivas. Estos nórdicos tienen bonitos acabados con ribete o pespuntes a cuadros resistentes. Con tratamiento antiácaros, hipoalergénicos y termorreguladores, ofrecen a tus peques un confort perfecto y un sueño reparador de muchas horas. Te gustarán especialmente los modelos 4 estaciones formados por un nórdico ligero y un nórdico más cálido, que se pueden unir o utilizar por separado, en función del tiempo. Hay otros modelos con tratamientos especiales que refuerzan sus capacidades de absorción: limitan así el efecto de la humedad propia de la sudoración y favorecen las propiedades de evaporación para un secado rápido. Por último, nos gustan en particular los modelos de algodón orgánico procedente de la agricultura ecológica: unos nórdicos de algodón orgánico cultivado sin productos químicos ni pesticidas, para proteger las pieles más sensibles y evitar fricciones e irritaciones tanto de día como de noche. ¡Los más pequeños tendrán dulces sueños tanto en invierno como en verano con vertbaudet!